Así se hizo ShoWorking

El edificio ShoWorking se consiguió gracias a la rehabilitación integral de una nave localizada en el municipio de Rivas Vaciamadrid. Esta rehabilitación se realizó cumpliendo con los criterios de los Edificios de Consumo Casi Nulo (ECCN), lo que permitirá certificarlo bajo el estándar Passivhaus.

El primer paso para conseguir un edificio de consumo energético casi nulo es contar con un diseño arquitectónico sensible a los condicionamientos del medio natural en el que se vaya a construir o reformar. Un diseño en el que se integren el sol y la sombra, el aire y la ventilación, buscando un balance energético de mínimo impacto en el medio.

En segundo lugar, una construcción de calidad, donde las cubiertas, muros, carpinterías y demás elementos constructivos cumplan con eficiencia una de sus funciones principales: el aislamiento térmico.

Y para finalizar, una tecnología que regule y controle este balance energético para, de esta manera, optimizar el confort interior del edificio con un mínimo consumo energético.

En esta rehabilitación, además de seguir estos pasos, se  tuvieron  en cuenta cuatro criterios que, en breve, deberán cumplir todos los edificios: accesibilidad, seguridad, sostenibilidad y baja demanda energética.

En una primera fase —ejecutada entre febrero y mayo de 2016 — se realizaron los trabajos previos de adecuación. En la segunda fase —ejecutada entre junio de 2016 y septiembre de 2017 — se efectuaron los trabajos de rehabilitación propiamente dichos y las instalaciones.

Los trabajos realizados en la rehabilitación se pueden agrupar en estos nueve apartados:

Trabajos previos

Trabajos previos

Ensayos control técnico

Ensayos de hermeticidad

envolventes

Envolventes

Instalaciones

Instalaciones

Climatización

Climatización

Sostenibilidad

Sostenibilidad

Seguridad

Seguridad

Accesibilidad

Accesibilidad

Equipamiento ShoWorking

Mobiliario